Hipertrofia ventricular derecha

Pregunta

Acudí al médico después de un dolor en el pecho seguido de una taquicardia. El diagnóstico preliminar fue hipertrofia ventricular derecha, pero el médico ha pospuesto mi siguiente cita hasta dentro de una semana. Quisiera saber a que se debe y cuál es el posible tratamiento.

Respuesta

A continuación intentaré responder a las preguntas que planteas en tu correo electrónico.

Por los escasos datos que me proporcionas y a riesgo de no ser muy exacto en el diagnóstico, me gustaría hacer las siguientes consideraciones y aproximaciones a su caso.

Por la edad que tienes (14 años), por los síntomas que has presentado (dolor en el pecho) y por los signos hallados por tu médico (taquicardia e hipertrofia ventricular derecha), es posible que padezcas una cardiopatía congénita, es decir, una alteración del corazón desde el nacimiento, que se ha manifestado ahora.

En realidad, el diagnóstico preliminar de hipertrofia ventricular derecha que comentas no es más que el hallazgo de que el ventrículo derecho del corazón se encuentra más desarrollado de lo habitual, es decir, las paredes musculares de dicha parte del corazón se han hecho más fuertes y voluminosas y eso lo podemos medir con algunas pruebas diagnósticas, como el electrocardiograma (ECG), que recoge la actividad eléctrica del corazón, la radiografía del pecho o, más específicamente, la llamada ecocardiografía o exploración del corazón con ultrasonidos.

Brevemente te comentaré que las cardiopatías congénitas detectadas en el adulto (y tú ya prácticamente lo eres) afectan aproximadamente al 1% de todos los recién nacidos vivos y al 4% de los hijos nacidos de madres con una cardiopatía congénita.

Un número considerable de niños alcanza la edad adulta a consecuencia del tratamiento adecuado, médico o quirúrgico, o porque la alteración de la fisiología (funcionamiento) del corazón y de los vasos sanguíneos producida por el defecto se tolera bien.

Las malformaciones cardiovasculares congénitas suelen ser el resultado del desarrollo embrionario anormal de una estructura normal, o del fallo de dicha estructura a la hora de progresar más allá del estadio embrionario o fetal. Las malformaciones se deben a causas genéticas complejas, multifactoriales y ambientales.

A falta de otros importantes datos sobre los síntomas que padeces o datos de la exploración física o de pruebas complementarias específicas, me atrevería a señalar que posiblemente padeces una alteración congénita de una válvula del corazón que llamamos válvula pulmonar y que permite el paso de la sangre venosa, no oxigenada, del ventrículo derecho del corazón a la arteria pulmonar, que a su vez la lleva a los pulmones para que se oxigene.

Y posiblemente se trate de un estrechamiento de dicha válvula, estrechamiento que llamamos estenosis pulmonar. De esta forma, el ventrículo derecho tendría que luchar con fuerza contra un obstáculo (el estrechamiento valvular) para hacer pasar la sangre a los pulmones, con lo que a la larga tendría que hacerse más voluminoso y fuerte para conseguir su objetivo.

Si estoy en lo cierto, te diré que la importancia del estrechamiento de la válvula es el factor más importante de la evolución clínica. Los pacientes con estrechamiento leve suelen estar asintomáticos, es decir, completamente bien y sin síntomas, y muestran una escasa o nula progresión de la obstrucción con la edad. En los casos más graves, la gravedad de la obstrucción puede progresar con el tiempo.

Los síntomas varían según el grado de obstrucción. La fatiga, la falta de aire, los desvanecimientos, el dolor en el pecho y otros síntomas pueden limitar la actividad de los pacientes de más edad.

Existen diversas pruebas que nos permiten llegar a un diagnóstico certero y que antes he esbozado brevemente. Un ECG, una radiografía del pecho, una ecocardiografía y un estudio Doppler (estudio de los flujos de la sangre dentro del corazón) permitirán en la mayoría de las ocasiones confirmar el diagnóstico cardiológico.

El tratamiento de este padecimiento es habitualmente quirúrgico, bien a través de un cateterismo (introducción de un catéter o cable a través de una arteria o vena hasta llegar al sitio deseado), con reparación de la válvula dañada, o bien mediante cirugía cardiaca en las obstrucciones moderadas y graves de la válvula.

Cordialmente,
Dr. Salvador Pertusa Martínez.


¿Le ha parecido interesante?

19 votos, media: 4.58 sobre 5

Comparta en Redes Sociales

Publicidad