Cuidado con la liposucción: puede tener una complicación rara, pero muy grave

Reportan un caso con problemas respiratorios críticos tras someterse al tratamiento.

Una mujer de 45 años, de Birmingham, en el Reino Unido, sufrió un problema respiratorio muy grave tras hacerse una liposucción.

El fallo respiratorio se produjo después de tratarse la parta baja de las piernas, más las rodillas, y fue consecuencia de que glóbulos de grasa invadieron los pulmones, en una complicación rara.

Artículo Relacionado
Liposucción

La liposucción es una técnica quirúrgica que se utiliza para extraer depósitos de grasa no deseados.

Afortunadamente se recuperó del problema, pero los médicos advierten que la liposucción es cada vez más frecuente y se lleva a cabo en hasta en pacientes de alto riesgo, informa la revista British Medical Journal en la publicación del caso.

El "síndrome de embolia grasa", o "embolia pulmonar grasa" –el nombre del trastorno– “es muy poco frecuente y hasta la fecha no se había asociado a la liposucción”, afirma el Dr. Adam Ali, de los Sandwell and West Birmingham Hospitals. “Pero hay que tener en cuenta que podría presentarse de nuevo”.

Artículo Relacionado
Cirugía para todo y para todos

La cirugía estética se ha desarrollado vertiginosamente en los últimos años.

La liposucción es un tratamiento cosmético que consiste en aspirar la grasa de las zonas deseadas, como caderas, estómago, muslos y, en general, cualquier zona del cuerpo donde se acumule la grasa. Funciona mejor en personas de peso normal, de piel firme y sin colgajos.

Las posibles complicaciones de la liposucción (algunas más frecuentes que otras) incluyen:

  • Resultados desiguales
  • Sangrados subcutáneos (hematomas)
  • Entumecimiento persistente, que puede durar meses
  • Cambios en el color de la piel en el área tratada
  • Acumulación en los pulmones (edema pulmonar) del líquido inyectado en el cuerpo
  • Coágulos de sangre en los pulmones (embolia pulmonar)
  • Daño en órganos internos durante el procedimiento.

Cualquiera que se plantee el tratamiento, debería buscar a un especialista reconocido, capaz de ofrecer las máximas garantías.

También es conveniente consultar antes con el médico de familia, por si conoce algún factor que aconseje no someterse a la liposucción. El tratamiento puede ser caro, no se garantizan los resultados y no deja de tener riesgos.

Artículo Relacionado
Bótox: toxina botulínica

Debe ser un médico cualificado el que inyecte la toxina botulínica.


¿Le ha parecido interesante?

4 votos, media: 5 sobre 5

Comparta en Redes Sociales

Publicidad