¿Hay realmente un límite a la longevidad del hombre?

Una nueva investigación contradice un estudio anterior que la fijaba en 115 años.

Un estudio de 2016, del que los medios se hicieron especial eco, afirmaba que la potencial longevidad del hombre estaba limitada a aproximadamente 115 años. El estudio se basó en las estadísticas de longevidad y en que a lo largo de los años el cuerpo va acumulando diferentes daños que, grosso modo, los sistemas del propio cuerpo pueden paliar, pero no eliminar. Según declaraba el Dr. Jan Vijg, líder el estudio, dichos sistemas son muy buenos, “pero no perfectos, porque a la evolución no le interesa la inmortalidad, sino la reproducción”. La investigación se publicó en la revista Nature.

Un nuevo estudio afirma ahora que no hay evidencias de que esto sea así. Los investigadores, de la Universidad McGill de Montreal, estudiaron los datos de las personas más longevas en Estados Unidos, Francia, Reino Unido y Japón desde 1968 y no encontraron nada que hiciera pensar en un límite biológico a la edad.

Artículo Relacionado
Los mayores alegres envejecen mejor

La alegría de vivir constituye un factor mucho más importante de lo que se cree.

En el último siglo, la esperanza de vida ha aumentado drásticamente: tanto como 30 años, y el número de centenarios crece año a año. Este aumento se debe básicamente a los avances globales de la medicina y del conocimiento científico, y estos avances continúan produciéndose. "Simplemente no sabemos cuál puede ser el límite de edad, de existir. De hecho, al extender las tendencias, podemos mostrar que la esperanza de vida máxima y promedio siguen aumentando y lo seguirán haciendo en el futuro", dijo el Dr. Hekimi, líder del estudio, en un comunicado de prensa de la universidad.

La clave está, probablemente, en determinar las condiciones de vida de los centenarios, o sea, en la calidad de vida. Los expertos más escépticos aseveran que los avances de la ciencia tendrían que producirse, y que afectar, a un sinnúmero de diferentes áreas, lo que, siendo posible, es muy difícil de llevar a cabo. Estos avances deberían contemplar no sólo eliminar las enfermedades, sino lograr que la calidad de vida fuera la adecuada; dicho de otro modo, que mereciera la pena seguir viviendo.

Artículo Relacionado
Tres cosas que alargan la vida

Los científicos descubren ciertos componentes que ejercen acciones benéficas en los genes


¿Le ha parecido interesante?

17 votos, media: 4 sobre 5

Comparta en Redes Sociales

Publicidad