Respuesta sexual masculina

¿A qué llamamos respuesta sexual?

Respuesta sexual es un término psicológico para definir cuáles son los cambios fisiológicos y las diferentes percepciones sensoriales por las que pasa una persona cuando realiza un acto sexual en respuesta a una estimulación. La respuesta sexual puede ser debida a un acto de masturbación o a una relación de pareja con o sin coito.

El periodo refractario en el hombre es muy variable según la persona y la edad.

El estudio de la respuesta sexual humana se remonta a los años 60 del siglo XX, cuando William H. Masters y Virginia E. Johnson hicieron estudios exhaustivos sobre el comportamiento sexual en hombres y mujeres. Estos autores han publicado numerosos libros, traducidos al castellano, donde pueden encontrarse descripciones exhaustivas del comportamiento sexual humano y de sus anomalías patológicas más comunes.

¿Problemas sexuales?

En nuestra sección 'Sexualidad y relaciones de pareja' encontrará las respuestas a la mayoría de ellos.

    ¿Cuáles son las fases de la respuesta sexual humana?

    En los estudios mencionados comprobaron cómo hombres y mujeres pasan por varias fases en la respuesta sexual, en concreto por cuatro; que existen ciertas diferencias entre los sexos; y también, que hay bastante variabilidad entre diferentes personas y situaciones, en cuanto a duración e intensidad se refiere.

    • La primera es la fase de excitación, cuando se producen los primeros cambios fisiológicos preparatorios para la conducta sexual, como el comienzo de la erección y el comienzo de la lubricación vaginal.
    • La segunda fase se denomina meseta, y es la fase en la que se incrementa la erección, la lubricación vaginal y se producen numerosos cambios en el organismo: incremento de la tasa cardiaca y de la respiración, erección de pezones y mayor tensión muscular, entre otras.
    • La tercera fase es el orgasmo, clímax del acto sexual, que comienza con unas contracciones rítmicas e involuntarias de los genitales, eyaculación en los hombres y máxima sensación de placer.
    • La última fase es la de resolución, en la que el cuerpo vuelve a un estado de calma, y de situación no sexual.

    ¿Cómo es la respuesta sexual masculina?

    Siguiendo el esquema anterior, la respuesta sexual del hombre tiene las siguientes características:

    • Fase de excitación: comienza la erección, el escroto engorda, los pezones crecen y aumentan la tensión muscular y el ritmo cardiaco. Al mismo tiempo que el pulso se acelera y la presión sanguínea aumenta, el hombre puede sentir el latido del corazón. Esto causará que el pene crezca y lata al mismo ritmo que el pulso. El glande del pene sigue hinchándose y su color se oscurece, volviéndose casi morado.
    • Fase de meseta: la erección es más rígida, puede aparecer líquido pre-eyaculatorio en el pene, el glande aumenta de tamaño, los testículos incrementan su volumen y se acercan al cuerpo, también pueden aparecer contracciones del esfínter rectal.
    • Orgasmo: la tensión sexual culmina en la tercera fase, en orgasmo y eyaculación. Se inician una serie de contracciones rítmicas e involuntarias de la próstata, vesículas seminales, recto y pene. El semen sale en unas 3 a 8 sacudidas, con intervalos ligeramente inferiores a un segundo. El semen está compuesto de células de esperma que provienen de los testículos y líquido seminal que proviene de la próstata y de otras glándulas cercanas. La próstata está situada debajo y detrás de la vejiga, en la parte inferior del abdomen. Tiene la medida de una castaña, y se abre en la parte superior de la uretra para permitir que salga el semen.
    • Tras el clímax sensorial del orgasmo, llega la fase de resolución. Se pierde la erección del pene, los testículos disminuyen de tamaño y se sitúan en su posición normal, desaparece la erección de los pezones y los músculos se distienden. Es una fase de relajación.

    Consultas al médico

    Vea en 'Pregunte al médico' consultas sobre vida sexual planteadas por nuestros usuarios de NetDoctor. Algunas de ellas:

    ¿Puede el hombre tener varias relaciones sexuales seguidas?

    En la fase de resolución en el hombre, se da también en él un periodo refractario, es decir, un periodo durante el cual no es posible una nueva erección y eyaculación. Esta situación no ocurre en el caso de la mujer, en quien una adecuada excitación le permite volver rápidamente a la situación de meseta y tener varios orgasmos seguidos.

    El periodo refractario en el hombre es muy variable según la persona y la edad. Es más fácil volver a disponer de una erección tras un orgasmo cuanto más joven se es. También influyen el grado de satisfacción que haya generado la relación que ha finalizado y el tipo de nueva estimulación que se utilice.





    ¿Le ha parecido interesante?

    20 votos, media: 4.65 sobre 5

    Comparta en Redes Sociales

    Publicidad